El servicio de calidad del aire de la Dirección General de Calidad y Prevención Ambiental de la Junta arroja que no se han registrado superaciones de contaminantes de calidad del aire que sean merecedoras de mención en la zonas pobladas del entorno de la empresa Recicor XXI S.L , en la que se ha producido el incendio. Además, el Gobierno andaluz, seguirá de cerca la evolución de la calidad del aire, según los datos disponibles en la Red de Vigilancia de Calidad del Aire de Andalucía de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del territorio en la zona afectada, mientras dure el siniestro.

La Junta ha tenido en cuenta las distancias a los núcleos residenciales más próximos al incendio. En concreto Guadalcázar: 6’4 kilómetros, Majaneque a 2’2, la zona meridional de Encinarejo a 2’5, La Reina, a 1,8 y el Cortijo El Rubio, a 2 kilómetros.

Dado el emplazamiento de la citada planta de almacenamiento, a una distancia superior a 2 kilómetros del primer núcleo poblado y las previsiones de la Agencia Española de Meteorología en la dirección de los vientos, la probabilidad de exposición a los humos a día de hoy es remota, continúa el informe.

Asimismo la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha comprobado las autorizaciones de las que dispone la empresa, que cuenta con Autorización Ambiental Integrada (AAI) para construcción y explotación de una planta de reciclaje de residuos de construcción y demolición y vertedero de apoyo con emplazamiento en la fina “Haza de Orbaneja o Conchuela y Vegilla”, en el término municipal de Córdoba.

En esta autorización se incluye entre los residuos, los plásticos, como funcionamiento de la planta de reciclaje y tratamiento de residuos, la separación de plásticos y papeles y prensado de los mismos, con una capacidad para el vertedero de 65.000 metros cúbicos.

La Junta de Andalucía ha trasladado este informe al Ayuntamiento de Córdoba, como administración competente en la extinción de este incendio.

Comments are closed.